Geometría Sagrada y Energía

1.- Introducción

Desde que empecé a estudiar para elaborar el contenido de esta web, había una pregunta que no paraba de venir a mi mente todo el tiempo, y la tenía que dejar a un lado porque no encontraba una respuesta satisfactoria. Sabemos que la geometría tiene que ver por ejemplo con la energía sonora, ya que la longitud de la cuerda de un instrumento determina la frecuencia del sonido que emite. De forma similar, la longitud o el tamaño de una antena determina la frecuencia de la onda electromagnética que emitirá o recibirá. En esta línea, mi pregunta era muy simple (o quizá muy compleja): ¿qué relación tiene la geometría sagrada con las energías sutiles que intervienen en los procesos de la vida? Por ejemplo, la proporción áurea, que interviene en muchos fenómenos de la naturaleza, ¿está relacionada con algún tipo de energía sutil, de forma distinta a lo que ocurre con el resto de proporciones? O los sólidos platónicos, que históricamente se han asociado a los cinco elementos, ¿hasta qué punto reflejan un comportamiento energético particular?

Estas preguntas y otras han estado mucho tiempo en mi mente, hasta que un buen día descubrí las ondas de forma producidas por todos los objetos geométricos, de la mano del libro de Jean de la Foye "Ondes de Vie, Ondes de Mort" [1]. Se trata de una energía cuya frecuencia o longitud de onda no depende del tamaño del objeto, sino sólo de su forma y orientación. Su intensidad depende de la masa del objeto, y yo diría que también de su volumen. Sus "re-descubridores" fueron los radiestesistas franceses L. Chaumery y A. de Belizal, pero se trata de una forma de energía que ya era conocida, y probablemente en muchos casos controlada, por las civilizaciones antiguas [2].

Directamente relacionado con estas ondas de forma, aprendí a utilizar el Péndulo Universal, un instrumento radiestésico preciso, imprescindible para su estudio, desarrollado por Chaumery y Belizal la primera mitad del siglo pasado, pero hoy en día plenamente vigente (Fig.1). Ello me ha permitido analizar la energía de forma, que no sólo emana de los objetods geométricos, sino que también emana de todos los seres vivos, y parece estar involucrada en todos los procesos físicos, como por ejemplo las reacciones químicas [1]. Otro instrumento radiestésico, el péndulo hebreo, me ha ayudado a determinar la presencia de unas componentes más sutiles, de naturaleza vital y espiritual, que pueden acompañar o no a una determinada emisión de ondas de forma.  Si estás familiarizado con estos instrumentos, te animo a reproducir las mediciones que reporto aquí y a compartir tus resultados.

Instrumentos de trabajo
Figura 1: Instrumentos de trabajo para llevar a cabo esta investigación: el péndulo hebreo (izquierda), un péndulo neutro (en el centro), y el Péndulo Universal (a la derecha). Las palabras en hebreo significan "Aliento vital" y "El Espíritu", y son las mismas utilizadas por J. de la Foye y M. Bardet [1].

Este artículo es un resumen de mi incursión en la materia, con el objetivo de sintetizar mis observaciones para que lleguen al lector que las pueda necesitar, y también para ver si aquellos más entendidos en la materia las podéis corroborar. En primer, lugar veremos qué energía está asociada a los distintos ángulos y proporciones, en relación directa con el círculo, así como la energía que emana de algunos polígonos regulares, y de los sólidos platónicos. Se analizaran las principales figuras geométricas que emiten las componentes más sutiles de las ondas de forma. Veremos qué tiene de especial la proporción áurea y sus ángulos asociados, así como una primera aproximación a la energía que emana de una maqueta proporcionada de la Gran Pirámide. Y por último, se mostraran algunas aplicaciones de las ondas de forma: su aplicación terapéutica para reequilibrar el organismo; su aplicación para reequilibrar el ambiente neutralizando concentraciones de energías telúricas nocivas para la salud; y finalmente, su posible aplicación para neutralizar las ondas de forma nocivas que acompañan las radiofrecuencias emitida por un teléfono móvil o un router.

2.- Las ondas de forma

Un experimento simple nos servirá para introducirnos a las ondas de forma (también conocidas como radiación causada por la forma). Para ello sólo necesitamos lápiz y papel, un péndulo neutro y varios testigos (trozos de papel de los siete colores del arco iris más el blanco y el negro). Dibujamos un círculo sobre el papel y lo recorremos lentamente con la punta del dedo, sujetando el péndulo con la otra mano sobre el testigo de color Violeta (V). El péndulo debería reaccionar cuando pasamos por el círculo justo en el Este. Si seguimos avanzando hacia el Norte, pasados unos 30 grados identificamos el color Índigo (I). Y así sucesivamente cada 30 grados reconocemos el Azul (Az), el Verde justo al Norte (V+), el Amarilllo (Am), el Naranja (Na) y el Rojo (R) justo al Oeste. Sesenta grados más abajo nos debería aparecer el Negro (Ne), y otros sesenta grados más allá, el Blanco (B). Al color que hay a 30 grados más allá del rojo, Chaumery y Belizal lo denominaron Infrarojo (IR), y al que está 30 grados antes del violeta, Ultravioleta (UV), por analogía con el espectro de la luz visible (Fig.2).

Colores en el círculo
Figura 2: Distribución del espectro de ondas de forma en el perímetro de un círculo. Los colores puros se producen a su alrededor cada 30 grados, y están orientados según los puntos cardinales. El verde tiene un comportamiento especial, ya que en el polo Sur hace girar el péndulo al revés, por ello Chaumery y Belizal bautizaron el color de ese punto como Verde negativo (V-).

Justo al llegar al polo Sur, el péndulo reconoce el color verde pero oscila en sentido contrario, por ello Chaumery y Belizal denominaron a este color Verde negativo (V-) [2]. Así pues, observamos que el perímetro del círculo tiene asociada una energía que resuena con los colores del espectro de la luz, pero a otra octava, probablemente de una frecuencia mucho mayor. A. Belizal y P.A. Morel definen las ondas de forma así: "las formas geométricas, ya sean lineales, planas o volumétricas, están influenciadas por la corriente magnética terrestre [y también por la energía cósmica]. Por la composición de sus formas, ellas captan esa energía total, en una parte muy débil resultante de su combinación. Sobresaturadas de la energía captada, la irradian de nuevo, de una forma continua" [3, p.17].

En general, "las ondas emitidas por las formas simétricas son beneficiosas; pero las emitidas por polígonos irregulares, no compensados, son nocivas y [pueden ser] maléficas. La espiral parada por una recta (caracol) es beneficiosa. El círculo plano equilibrado, es una potencia de expresión superior al resto de formas planas. La esfera es la forma-volumen más potente, ya que está compuesta teóricamente por un agregado de [infinitos] círculos acumulados cuyos puntos centrales son comunes. El punto central de una esfera posee una energía magnética centrípeta muy importante y una radiación centrífuga superior a todos los otros polígonos. La semiesfera posee en parte las propiedades de la esfera y del círculo combinadas, tiene esencialmente una emisión centrífuga por el punto central de su cara plana. Una acumulación de semiesferas en pila [conocida como pila radiestésica] constituye un amplificador de energía magnética, liberada por la última cara de la pila" [3].

3. La energía de la esfera

Los radiestesistas Chaumery y Belizal repitieron el experimento del círculo sobre una esfera de madera. Entonces observaron que la onda de forma asociada a los distintos colores se detecta en una espiral que va de polo Sur a polo Norte. Las distintas espirales cruzan el ecuador justamente en los mismos puntos separados 30º que se han visto en el caso del círculo. Además, ese mismo círculo pero desplazado, vuelve a detectarse en dos meridianos ortogonales, uno denominado "Eléctrico" y el otro "Magnético". Al polo Norte se le asigna polaridad positiva porque hace girar el péndulo neutro en sentido horario, y lo contrario sucede con el polo Sur (Fig.3).

 

Instrumentos de trabajo
Figura 3: Radiación de forma de una esfera descubierta por Caumery y Belizal. La figura se ha traducido y adaptado de la original de Jean de la Foye [1]. En el ecuador, se obtiene la misma distribución de colores que hemos visto en el círculo. Cada color se detecta en una espiral alrededor de la esfera, que va de polo Sur a polo Norte, y aparece en un punto distinto en cada uno de los dos meridianos perpendiculares denominados "Eléctrico" y "Magnético".

Aunque la naturaleza de la ondas de forma probablemente no es electromagnética (yo sospecho que están más cerca de los campos de torsión), estos autores acuñaron el término "Eléctrico" para la energía que emite la esfera por el meridiano Eléctrico, por algunas propiedades que recuerdan a la electricidad, ya que la onda de forma Eléctrica se ve bloqueada por los aislantes elétricos. Algo similar sucede con la onda de forma Magnética y los materiales que interrumpen el campo magnético [2]. En nuestras mediciones, dada una emisión de forma con las dos componentes, se ha comprobado que ante la presencia de un imán la componente Eléctrica invierte su fase (sentido de giro del péndulo universal utilizado como detector) mientras que la componente Magnética no la altera.

Instrumentos de trabajo
Figura 4: Ubicación de los colores de la emisión de forma en la esfera y en el Péndulo Universal por los meridianos Eléctrico, Magnético y Electromagnético (ecuador).

La ubicación de los meridianos de la emisión de forma de la esfera va cambiando a lo largo del día, lo cual indica que las ondas de forma se ven afectadas por el movimiento terrestre y/o por la radiación solar y cósmica. Para poder fijar los puntos de emisión en la esfera, Chaumery y Belizal diseñaron su Péndulo Universal incorporando una pequeña pila radiestésica en el interior de una esfera de madera, con lo cual consiguieron estabilizar la polaridad de emisión. Añadiéndole una arandela móvil que puede girar alrededor de la esfera, y una cuerda que se puede desplazar sobre la arandela, se consigue seleccionar un meridiano y un punto de emisión/recepción dentro de éste (Fig.1).

El Péndulo Universal sirve como detector (resuena con la onda de forma emitida por un objeto y gira en consecuencia) y también como emisor (por ejemplo en su uso terapéutico para la reequilibración de personas y espacios). Un experimento simple y fácil de reproducir usando dos péndulos universales para constatar la naturaleza distinta de las emisiones de cada meridiano: utilizamos un PU como emisor, sintonizándolo por ejemplo en el color azul del meridiano Eléctrico, y comprobamos con el otro PU que la emisión no es detectada por el punto azul del meridiano Magnético, ni por ningún otro punto del péndulo, excepto por el punto azul de los meridianos Eléctrico y Electromagnético. Y así sucesivamente con el resto de colores.

4. El Verde Negativo

Esta emisión de onda de forma, bautizada así por sus descubridores porque se encuentra en el polo opuesto del color verde visible tanto en el círculo como en la esfera, pero con polaridad invertida, es "la vibración más corta y más penetrante que existe en el Universo, y su potencia de emisión es tal que atraviesa espesores de plomo, juzgados eficaces contra los rayos X" [2, p.76]. Tiene unas propiedades "desecantes y momificantes extraordinarias sobre la materia viva, haciéndola prácticamente indestructible" [1, p.27]. El Verde Negativo en fase Magnètica (V- M) tiene propiedades curativas: "A nivel físico es adecuado para trabajar el corazón y el sistema circulatorio. Es ideal para trabajar cualquier enfermedad que esté causando desorden celular. Al igual que el verde positivo, este color se aplica para la eliminación de bacterias, hongos, virus e infecciones. Es un color relajante a nivel físico, emocional y mental. A nivel emocional es un claro indicador de la existencia de dolor incosciente. Es un color que se usa muy habitualmente y ayuda a la persona a conectar con sus emociones ocultas, hacerlas conscientes y liberarlas" [4, p.108].

Sin embargo, el Verde Negativo en fase Eléctrica (V- E) es destructivo, "es muy peligroso y lleva a la muerte lenta" [1, p.28]. De hecho, L. Chaumery fue hallado muerto en su laboratorio víctima de sus experimentos con el V- E. "El Verde negativo se presenta en dos [modos] diferentes: (a) un [modo] magnético puro, vibración benéfica por excelencia. Es la vibración del BIEN, sobre el plano filosófico, aquella que reestablece una salud deficiente, con la condición bien entendida de ser rigurosamente dosificado; y (b) un [modo] eléctrico puro, es una vibración nociva, sobre el plano filosófico la vibración del MAL. Es ella la que destruye la salud y lleva a la muerte por desequilibrio vibratorio de la célula. A título de ejemplo, me es posible, y lo hago, matar un árbol adulto en una semana sometiéndolo a la acción del Verde Negativo Eléctrico (V- E)" [2, p.144]. "El antídoto del V- es el V+, que neutraliza toda radioactividad almacenada en el organismo [o en un espacio]" [3, p.VII].

Al practicar con el Péndulo Universal, se ha podido observar que se produce Verde Negativo Eléctrico en los cruces de lineas Hartman y Curry, como nos sucedía justo en el cabezal de la cama y daba lugar a reiterados dolores de cabeza al levantarnos, hasta que aprendimos cómo neutralizarlo. También se ha observado que el teléfono móvil y el router emiten la radiación Verde Negativo Eléctrico por su parte frontal y posterior, coincidiendo con el diagrama de radiación de la antena. En el apartado de aplicaciones se mostrarán dos maneras de neutralizar esta componente nociva de las ondas de forma que emiten estos dispositivos.

5. Emisión de forma de figuras geométricas

5.1 Segmentos

Un segmento, ya sea dibujado sobre papel, o en forma de vara material, emite una onda de forma Verde Positivo por sus extremos (Fig.5a). Si ponemos el segmento o la varilla en posición vertical, entonces la emisión es polarizada (giro positivo del PU en la parte de arriba, y giro negativo en la parte de abajo). Es importante no confundir esta polarización de la energía de un determinado color, con la aparición del Verde Negativo, que en realidad corresponde a una longitud de onda distinta a la del Verde Positivo.

Emisión de forma de un segmento
Figura 5: Onda de forma emitida por un segmento, ya sea dibujado o bien una varilla material. Si la orientamos en la dirección vertical, la radiación está polarizada (positiva hacia arriba, negativa hacia abajo).

5.2 Ángulos

Un par de segmentos formando un ángulo emiten una energía de forma cuyo color es función de su ángulo de apertura, en la dirección del plano de ésta. Según nuestras mediciones, cada 15º de apertura se pasa por uno de los colores puros del círculo, partiendo del V- a la izquierda: 15º Ne, 30º IR, 45º R, 60º Na, 75º Am, 90º V+, 105º Az, 120º I, 135º V, 150º UV, 165º B (Fig.6).

Instrumentos de trabajo
Figura 6: Onda de forma emitida por segmentos a distintos ángulos y proporciones. Los colores puros aparecen cada 15º, empezando por el Negro a la izquierda (es decir, recorriendo el ecuador de la esfera desde el Sur, en dirección Oeste a Este). La emisión correspondiente a cada ángulo y a su suplementario se ponen también de manifiesto al dividir un segmento en las proporciones de 180º equivalentes.

Además, se detecta también el color correspondiente al ángulo suplementario, pero con polaridad opuesta. Por ejemplo, un ángulo de 45º emite el Rojo con polaridad positiva y el Violeta con polaridad negativa (Fig.7). Si el ángulo fuese de 135º, emitiría los mismos colores, pero con las polaridades opuestas.

Emisión de forma de un ángulo
Figura 7: Ondas de forma emitidas por un ángulo de 45º: por el plano de su apertura emite su color correspondiente en polarización positiva (R) y el color del ángulo suplementario en polarización contraria (V).

 

5.3 Segmentos secantes

Dos segmentos secantes emiten verde positivo en la vertical del punto de cruce, independientemente de su ángulo (Fig.8a). Además, en cada una de sus aperturas emiten el color asociado al ángulo correspondiente, en polaridad positiva (Fig.8b). En particular, una cruz es un potente emisor de Verde positivo, ya que la emite no sólo en la vertical del punto de cruce, sino también en las aperturas de sus cuatro ángulos rectos.

(a)

 

 

(b)

Figura 8: Dos segmentos secantes emiten Verde positivo polarizado, en la vertical de su punto de cruce, y además el color correspondiente a cada ángulo en el plano que definen. El ejemplo que se muestra en esta figura correspondería a una apertura de 45º.

Como aplicación de estas observaciones, podemos hacer el experimento siguiente. Cojamos un cilindro de madera (por ejemplo un péndulo hebreo). Según todo lo expuesto hasta el momento, este es un potente emisor de Verde positivo por su vertical, ya que no sólo se puede considerar una varilla gruesa, sino un conjunto infinito de círculos agregados, y un círculo emite Verde positivo en la vertical de su centro. Lo podemos comprobar poniéndo el cilindro sobre la mesa y viendo como el PU reacciona al V+ por sus extremos. Pues bien, el experimento consiste en dibujar alrededor del cilindro un patrón de líneas paralelas formando un determinado ángulo con la horizontal. Entonces podemos comprobar que el cilindro se convierte en un emisor del color que corresponde al ángulo en cuestión, por toda su superficie lateral. Descubrí este hecho en este artículo de Enel. Para probar varios ángulos podemos hacer testigos rectangulares sobre papel de la medida del cilindro. Podéis descargar aquí mis testigos hechos a mano, por si decidís replicar el experimento. La Figura 9 muestra el ejemplo para un ángulo de 60º. El ángulo que mira hacia la izquierda, que correspondería con el sentido levógiro del tirabuzón, emite el color Naranja, mientras que el ángulo orientado a derechas emite el color Índigo.

Patrón de lineas paralelas en el péndulo

(a)

Patrón de lineas paralelas en el péndulo

(b)

Figura 9: Patrón de lineas paralelas con una inclinación de 60º (a) hacia la izquierda, correspondiente al color Naranja; y (b) hacia la derecha, equivalente a 120º, correspondiente pues con el color Indigo.

5.4 Proporciones

Las proporciones también están directamente relacionadas con el espectro y la emisión de ondas de forma. En este caso, nuestro experimento consistió en marcar con un circulito el punto de división de un determinado segmento en dos fracciones, y medir con el PU que radiación se genera en la vertical de cada uno de sus dos tramos. Los colores puros aparecen cada 1/12 (Fig.6) y se corresponden con ángulos de apertura según su fracción de 180º: por ejemplo, un segmento dividido en proporción 1/4 - 3/4 corresponde a 45º - 135º, luego emitirá Rojo por encima del fragmento pequeño y Violeta por encima del grande. En particular, un segmento partido por la mitad emite Verde positivo por ambas mitades.

El experimento del péndulo cilíndrico con patrones angulares se puede utilizar para verificar la coherencia de todas las observaciones hechas hasta el momento: si lo ponemos sobre un segmento dividido en dos fracciones múltiplos de 1/12, sólo debería reaccionar al ángulo que corresponde con la proporción en cuestión, o lo que es lo mismo, con el correspondiente color.

5.5 Polígonos planos

Por último, hemos observado que los polígonos planos emiten Verde positivo polarizado en su vertical, con polaridad positiva si tienen un número impar de lados (triángulo, pentágono, etc.) y negativa en caso contrario (cuadrado, hexágono, etc.). Además, por cada uno de sus vértices emiten hacia el exterior la onda de forma del color correspondiente a su ángulo en polaridad positiva, y al ángulo complementario en polaridad opuesta. Por ejemplo, un triángulo equilátero forma ángulos de 60º, luego por cada uno de sus vértices emite Naranja en polaridad positiva e Indigo en polaridad negativa, y Verde positivo en su vertical, con giro a derechas.

Existe una infinita variedad de formas y símbolos que podríamos dibujar en el plano. Todas ellas tendrán asociada una determinada emisión de ondas de forma, algunas tal vez no sean beneficiosas porque emitan Verde negativo Eléctrico. Jean de la Foye hace un recorrido bastante exhaustivo de los colores que emanan de formas y símbolos conocidos (y otros no tanto) en el capítulo 4 "Formas y emisiones" de su libro [1].

6. Componentes sutiles de las ondas de forma

La presencia de componentes más sutiles en la emisión de ondas de forma se puede detectar con la ayuda de un péndulo cilíndrico y un testigo en lenguaje hebreo. El hebreo tiene la propiedad de emitir su significado como vibraciones de forma. Jean de la Foye descubrió estas componentes sutiles haciendo pasar una emisión de onda de forma horizontal a través de un prisma de madera. Como testigos en hebreo utilizó las palabras de la Figura 10, que significan "La Tierra" para detectar las emisiones en el plano físico, "Aliento vital" para las emisiones de energía vital, y "El Espíritu" para las emisiones de energía espiritual, equivalente al "Neuma" griego [1,p.44]. En este enlace podéis descargar estos testigos y algunos más por si os animáis a reproducir algunos de los experimentos.

Figura 10: Testigos en hebreo para estudiar los tres niveles de emisión de ondas de forma [1].

En primer lugar Jean de la Foye se aseguró que el emisor, ajustado a un color cualquiera, hiciera reaccionar los tres péndulos hebreos. A continuación constataron que la emisiones de tipo espiritual y vital atravesaban el prisma de madera sin desviarse, mientras que la parte física de la onda de forma era desviada, como si se tratara de un rayo de luz que cruza un prisma de cristal. Si la emisión no desviada era interceptada por un testigo de planta o animal vivo, entonces se detenía la componente vital, y tan sólo seguía adelante la componente espiritual. Finalmente, esta componente se podía interceptar por un testigo humano, y ya no se hallaba nada más a continuación [1, p.47].

¿Qué son en realidad estas dos últimas componentes que no se comportan como vibraciones físicas? Ellas existen y tienen implicaciones físicas, ya que el péndulo especializdo las detecta. Pero con los medios de los que disponemos no podemos ir más lejos. Lo que entendemos es que cuando el péndulo hebreo reacciona en sentido horario, se trata de una onda de forma que favorece el testigo en cuestión, mientras que cuando el péndulo gira en sentido contrario, la emisión es nociva o va en contra de esa componente. Por ejemplo, cuando una emisión hace reaccionar el testigo "Aliento vital" en sentido negativo, como sucede con las emisiones de Verde negativo eléctrico, entonces se observa que esa emisión también hace reaccionar el testigo "Necromancia" en sentido positivo, luego se trata de una emisión que va en contra de la vida y favorece la muerte...

Utilizando esta técnica de los testigos en hebreo, se ha observado lo siguiente respecto a las emisiones sutiles de determinadas figuras geométricas:

- Un círculo por sí solo emite el Verde positivo por la vertical de su centro, pero no emite componentes sutiles. Sin embargo, dos círculos tangentes, o bien intersectados por su punto medio en forma de Vesica Piscis, además del Verde positivo, también emiten las componentes vital y espiritual. Lo mismo sucede con símbolos de múltiples círculos intersectados por la mitad como la Flor de la Vida.

- Dos segmentos de la misma longitud intersectados en forma de cruz simétrica también emiten las dos componentes sutiles en la vertical del punto de cruce. Además, si la cruz está en un plano horizontal orientada según los puntos cardinales, entonces la emisión sutil tiene lugar también en las cuatro direcciones de la cruz.

El comportamiento de la cruz simétrica explica por qué los Polos y los puntos de cruce de los meridianos del Péndulo Universal son los únicos puntos que emiten las dos componentes sutiles, además de su color físico correspondiente. Resulta interesante constatar que el Polo Sur del PU, que corresponde al Verde negativo Eléctrico, emite ambas componentes en sentido negativo, luego se trata de una radiación nociva que va en contra de la vida y del espíritu. Por lo tanto, no conviene nunca dejar reposar el PU sintonizado en este punto de emisión.

- Dos segmentos intersectados a 90º, cuyas longitudes están en proporción áurea, o sea una cruz áurea, emiten las dos componentes sutiles, tanto por la vertical del punto de cruce como por todos sus vértices, con independencia de su orientación. Este y la anterior son formas neutralizadoras de las emisiones de Verde negativo Eléctrico.

 

Figura 11: Figuras que emiten en su vertical el Verde positivo acompañado de las componentes sutiles de tipo vital y espiritual

- Los triángulos emiten la componente espiritual en sentido negativo. Cuando una determinada emisión de forma responde al testigo "Espíritu" en sentido negativo, también suele responder al testigo "Magia" en sentido positivo...

- El triángulo pitagórico 3-4-5 constituye una excepción, ya que emite la componente espiritual en sentido positivo.

- Los triángulos áureos también son otra excepción, ya que emiten la componente espiritual no sólo en la vertical sino también por todos sus vértices (ver la sección siguiente).

- El cuadrado y el hexágono emiten la componente espiritual en positivo, al igual que el pentágono, a pesar de ser éste último un polígono de lados impares. De hecho, el pentágono emite tanto la componente espiritual como la vital, tanto en su vertical como por todos sus vértices. Ello es así por su estrecha relación con la proporción áurea, como veremos a continuación.

- No se ha comprobado la emisión de más polígonos. Para una descripción más detallada, remitimos al lector al capítulo 4 del libro [1].

- ATENCIÓN: Las emisiones sutiles de una forma plana se neutralizan cuando ésta es rodeada por un círculo. Es decir, todas la figuras que acabamos de mencionar pierden su emisión sutil si las ponemos dentro de un círculo. Ello no altera su emisión de tipo físico. Por ejemplo, la Flor de la Vida, deja de emitir las componentes sutiles si está rodeada por un sólo círculo externo (Fig.12a), mientras que mantiene su emisión completa si no lo tiene (Figura 12c).

No obstante, se ha podido constatar que al hacer un segundo círculo alrededor de la figura en cuestión, se vuelve a recuperar la emisión de forma sutil de la figura original. Ello explica por qué la Flor de la Vida se suele representar rodeada por dos círculos!! (Fig.12b).

(a)

(b)

(c)

Figura 12: Tres representaciones de la Flor de la Vida: En el caso (a), al estar rodeada por un círculo externo, la figura no emite energía vital ni espirtiual, sólo Verde positivo físico. Ello no le sucede al símbolo (c), que no tiene ningún círculo alrededor, por tanto emite una onda de forma a todos los niveles; (b) al poner dos círculos externos, tal y como se suele representar la Flor de la Vida, se recupera la emisión de forma sutil que tenía la figura original, sin ningún círculo alrededor.

7. Ondas de forma asociadas a la proporción áurea

Y la proporción áurea, ¿tiene algo de especial, desde el punto de vista de la energía de forma? Bien, a partir de nuestras mediciones, se ha podido observar lo siguiente:

- Los ángulos relacionados con los triángulos áureos, es decir, aquellos que tienen dos lados en proporción áurea (Fig.13), como los dos triángulos áureos que aproxima fielmente la Gran Pirámide (38.17º, 51.87º) y (31.71º,58.28º), o los gnomons áureos (18º,144º) y (36º,72º), no siguen la regla general del resto de ángulos: todos ellos emiten Verde positivo no sólo por su apertura, sino también por la vertical de su vértice.

Figura 13: Triángulos aureos cuyos ángulos, de forma aislada, se comportan de forma especial en cuanto a la emisión de forma, y los propios triángulos también.

- Un segmento dividido en proporción áurea emite Verde positivo a su alrededor, de una polaridad en el lado corto y de la polaridad opuesta en el lado largo.

- Los triángulos áureos se comportan de la misma forma: emiten verde positivo por todos sus vértices y en la vertical.

- Tanto en los ángulos, como en la proporción y en los triángulos áureos, la emisiones de Verde positivo van acompañadas de la componente espiritual.

- Por último, el pentágono tiene una emisión Verde positivo por todos sus vértices y en su vertical. Y además, estas emisiones van acompañadas de las componentes espiritual y vital.

8. Ondas de forma de los sólidos platónicos

Como síntesis de todo lo expuesto, se ha analizado la energía de forma que emana de los sólidos platónicos y se ha observado lo siguiente:

- Todos los sólidos emiten una onda de forma Verde positivo por todas sus caras, y también en su centro, acompañada de la componente espiritual.

- Los vértices emiten la onda de color que corresponde al ángulo de las caras: Na (60º) en los vértices del tetraedro y el octaedro, y V+ (90º) en los vértices del cubo.

- En el caso del icosaedro, a pesar de haber triángulos equiláteros, prevalece la simetría pentagonal asociada a la proporción áurea, y los vértices emiten Verde positivo, acompañado de las componentes espiritual y vital. En su centro se hallan presentes las tres componentes del campo de forma.

- Por último, el dodecaedro emite Verde positivo por todas sus caras y vértices, y en su centro, acompañado de las componentes espiritual y vital.

Por tanto, el dodecaedro es el sólido platónico que concentra una mayor emisión de energía de forma completa, ya que emite las tres componentes por tods sus caras y vértices.

solidos platónicos
Figura 14: Los sólidos platónicos.

9. Ondas de forma de las pirámides

A la vista de nuestras observaciones sobre la energía de forma asociada a la proporción áurea, resulta difícil no preguntarse cuál debe ser la emisión de forma de la Gran Pirámide, ya que ésta aproxima muy fielmente dos triángulos aureos. Todavía no tenemos la maestría como para saber a priori el efecto resultante de combinar distintas geometrías en una figura más compleja. Para estudiarlo se ha construido una maqueta hueca de 40cm de lado de la base, suficientemente grande como para realizar una primera aproximación a la emisión de esta estructura geométrica ideal. En nuestra maqueta de la Gran Pirámide se ha podido observar lo siguiente:

- El ápice de la pirámide emite una onda Verde negativo Eléctrico, acompañada de unas componentes espiritual y vital negativas. Esta emisión nociva se ha podido comprobar que también está presente en el ápice del tetraedro y del semi-octaedro (pirámide cuadrangular).

- La pirámide emite por el centro de todas sus caras una onda Verde positivo, acompañada de las componentes espiritual y vital.

- La misma onda de forma se detecta en todos los vértices de la base.

- Entre los dos vértices de la base de cada cara, se detecta todo el espectro de colores de las ondas de forma. En particular, en el medio de la base se detecta una emisión horizontal de Verde negativo Eléctrico. Esta emisión, al igual que sucede con la radiación vertical del ápice, viene acompañada de las componentes espiritual y vital en sentido negativo. Existe una gran diferencia de emisión con respecto a una pirámide equilátera (tetraedro, semi-octaedro), ya que éstas emiten nada por los laterales de su base, a pesar de las ligeras diferencias de dimensiones entre ellas y una maqueta de la GP con la misma base.

- Cuando la pirámide se orienta con una cara hacia el Norte, la emisión Verde Negativo de los lados Este y Oeste se cancela, y sólo se mantiene la emisión Norte y Sur.

- A pesar de que nuestra maqueta es bastante baja, se ha podido observar una radiación Verde negativo Magnético en el interior de la pirámide, un poco por debajo de la mitad de su altura.

Evidentemente, esto es sólo una aproximación a la que podría ser la emisión real de este colosal monumento. Los autores que lo han estudiado en vivo, han detectado otras emisiones en su interior, relacionadas con la masa, ubicación y tamaño de sus elementos constructivos [2]. Nuestra intención principal es hacer notar al lector aquellos puntos de una maqueta a escala de la GP que emiten la radiación Verde negativo Eléctrico, que por lo tanto conviene evitar, y minimizarla manteniendo siempre la figura con una cara orientada hacia el Norte.

9. Aplicaciones beneficiosas de las ondas de forma

9.1 Uso terapéutico

Al inicio de esta investigación se combinó el estudio de la bibliografia con el aprendizaje del Péndulo Universal. Las referencias que se encuentran sobre éste suelen estar orientadas a su uso terapéutico [4]. Los colores de las ondas de forma tienen una correspondencia directa con nuestros centros energéticos o chakras, de tal manera que a cada uno de ellos les corresponde un color visible por la parte delantera. Y además a los chakras 2º a 6º también les corresponde un color invisible por la parte de atrás (Fig.15). Mediante el PU se pueden reequilibrar los centros energéticos de una persona, sintonizandolo con los colores necesarios (obtenidos ya sea con la ayuda de un péndulo neutro, o bien de la intuición y la experiencia del terapeuta) y aplicándolos el tiempo adecuado. El PU tiene la interesante propiedad de que no girará si se ha seleccionado un color equivocado [4]. Los sólidos platónicos también se pueden utilizar de forma terapéutica. Por ejemplo, Minsa Widmanska describía que sujetando un dodecaedro en cada mano unos minutos se consigue reequilibrar el organismo [5].

Figura 15: Correspondencia entre los colores del espectro de ondas de forma y los chakras del cuerpo energético [4].

9.2 Equilibración de espacios

La emisión de forma del PU también se puede utilizar para reequilibrar espacios. Por ejemplo en nuetro caso detectamos una emisión telúrica justo debajo del cabezal de la cama, probablemente originada por un cruce de energías de lineas de Hartmann y Curry [5]. Pudimos medir una emisión Verde negativo Eléctrico justo en la vertical de este punto, y creemos que ello podía ser la razón de levantarnos a menudo con dolor de cabeza. Para equilibrarlo utilizamos el PU sintonizado en Verde positivo, tanto en Eléctrico com en Magnético. ¡Después pudimos constatar que tanto la emisión nociva como los dolores de cabeza desaparecieron!

Para equilibrar espacios también se pueden utilizar formas como la propuesta por Jean de la Foye (Fig.16). Se trata de dos segmentos secantes a 90º en proporción áurea (cruz áurea). Por todo lo visto hasta el momento, sabemos que esta cruz emite por la vertical de su vértice una onda Verde Positivo acompañada de las componentes espiritual y vital. Al añadirle las letras del tetragrama, se potencia significativamente su emisión. Orientando esta forma con la letra Yod (la pequeñita) hacia el Sur, se consigue que el conjunto emita esa onda de forma completa también por los cuatro puntos cardinales. Si lo queréis probar, podéis descargarlo en este enlace. Se puede redimensionar su tamaño, siempre que se mantenga la relación de aspecto. Si os lo queréis dibujar, no es necesario utilizar compás, basta usar dos números consecutivos de la sucesión de Fibonacci como medida corta y larga, respectivamente (por ejemplo 3.4cm y 5.5cm; 5.5cm y 8.9cm; 8.9cm y 14.4cm; etc.).

cruz proporcion aurea tetragrama
Figura 16: Forma propuesta por Jean de la Foye para reequilibrar espacios. Se puede descargar aquí para imprimir.

9.3 Neutralización de la onda de forma nociva asociada a la radiofrecuencia

Durante este estudio, se nos ocurrió analizar la emisión de ondas de forma asociada a la radiación del teléfono móvil y del router wifi. Para nuestra (desagradable) sorpresa, pudimos constatar que tanto el router como el móvil emiten Verde negativo Eléctrico. Además, posteriormente pudimos constatar que esta emisión de forma va acompañada de una componentes negativas de tipo vital y espiritual (el péndulo hebreo reacciona al revés).

Para contrarestar este efecto, a la vista de todas las observaciones realizadas durante este estudio, se nos han ocurrido distintas opciones. Una solución para cuando se está en casa es introducir el dispositivo dentro de la maqueta de un icosaedro, o preferiblemente un dodecaedro. Así lo hemos hecho con nuestro router en cuanto hemos conseguido un dodecaedro suficientemente grande (Fig.17). El PU nos indica que ya no se produce emisión negativa en el exterior del mismo, y si el dodecaedro es lo bastante grande, incluso se detecta una emisión positiva a todos los niveles. Si no se dispone de una figura de estas dimensiones, se puede utilizar la forma mostrada en la Fig.16 impresa a mayor tamaño, puesta debajo del router, y a ser posible correctamente alineada tal como hemos descrito más arriba.

equilibrio router
Figura 17: Neutralizando la emisión de Verde negativo Eléctrico del router mediante un dodecaedro.

Para neutralizar la radiación de forma nociva del teléfono móvil, también se puede poner éste dentro de un dodecaedro o un icosaedro estando en casa. O bien situarlo encima de una figura emisora de Verde Positivo acompañado de las dos componentes sutiles, a ser posible impresa en tamaño grande: flor de la vida sin círculo alrededor, o con dos círculos; cruz simétrica; cruz áurea, etc. (Figs.15 y 16). Durante los desplazamientos, sería interesante disponer de una forma portátil de neutralizar esa emisión. Para ello hemos probado estas distintas geometrías impresas en papel y puestas en la funda del teléfono; de entre todas las figuras que hemos estudiado que emiten una onda de forma Verde Positivo junto con sus componentes sutiles, mediante el PU hemos podido constatar que el símbolo de la Fig.16 es el que tiene un mayor poder, ya que no sólo neutraliza la emisión nociva del móvil, sino que emite su radiación de forma positiva a una cierta distancia alrededor del teléfono.

10. Conclusiones

La naturaleza singular de las emisiones de forma asociadas con la proporción áurea, su relación directa con las componentes sutiles de las ondas de forma, y especialmente con su componente vital, han sido una agradable sorpresa de este estudio. Ello podría explicar la "predilección" de la Naturaleza por usar esta proporción, a través de sus aproximaciones vía la sucesión de Fibonacci. Podría ser el motivo por el que Viktor Schauberger, el gran estudioso del movimiento natural del agua, utilizaba dispositivos diseñados con la proporción áurea para vitalizar este líquido extraordinario sin el cual la vida no sería posible. También daría sentido al hecho de que sujetar un dodecaedro en cada mano por un tiempo, tal como proponía Mika Widmanska, puede ayudarnos a equilibrar por completo nuestro organismo.

Formas especialmente diseñadas para neutralizar las radiaciones de forma nocivas que acompañan a las emisiones de radiofrecuencia ya fueron utilizadas por el arquitecto egipcio Dr. Ibrahim Karim para el caso de torres de telefonía móvil en el pueblo Suizo de Hemberg, en el contexto de lo que él ha bautizado como "Biogeometría".

El análisis presentado en este artículo no pretende ser exhaustivo, aunque sí mínimamente sistemático. Se trata tan sólo de un punto de partida, y existen muchos aspectos todavía por explorar. Y por supuesto, querido lector, no te creas nada de lo arriba expuesto, sin antes realizar tu propia investigación y tus propias comprobaciones y mediciones...

11. Referencias

[1] De la Foye, Jean: "Ondes de vie, Ondes de mort", Ed. Robert Laffont, Paris, 1975.

[2] Chaumery L., de Bélizal A.: "Essai de radiesthésie vibratoire", Ed. Dervy, 3ª Ed., Paris, 2013.

[3] de Belizal A., Morel P. A.: "Physique micro-vibratoire et forces invisibles", Ed. Desforges, Paris, 1976.

[4] Adreiñua de Santiago, Elena: "El Péndulo Universal: Guía práctica de uso y aplicación", Ed. Hakabooks, Barcelona, 2018.

[5] Widmanska, Mika: "Manual de radiestesia práctica", Ed. Nestinar, Barcelona, 2010.